La Estadea Logo

Accept ‘Stalingrad’

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram

Cuando hace un par de años escuchamos el disco con el que los míticos germanos Accept volvían a la actualidad metalera, ya comentamos (aquí) que no era ni un sacaperras ni un disco hecho aprisa y corriendo con el único objetivo de ‘volver’, sino un trabajo muy a tener en cuenta en el género del heavy clásico.

Ahora golpean de nuevo, y lo hacen como mejor saben: con un disco que recoge las mejores esencias del heavy metal ochentero, las pasa por el filtro de la actualidad, y las presenta en formato compacto, consistente y potente como el hormigón armado. Así nos recibe ‘Hung, drawn and quartered‘, un tema animado, cumpliendo con maestría los cánones de todo himno heavy metálico y que lleva la palabra ‘single’ tatuada en el ADN y que irá de cabeza en los setlists de directo. A continuación ‘Stalingrad‘ eleva el tono épico con coros y un notable solo, algo muy adecuado teniendo en cuenta que nos habla de la cruenta batalla de la Segunda Guerra Mundial.

Hellfire‘ es un animado medio tiempo con un claro gusto clásico que da paso a una desbocada ‘Flash to bang times‘, con unas guitarras enloquecidas, una batería sin frenos y un Tornillo inmenso, como en todo el trabajo. El tono épico vuelve a escena con ‘Shadow soldiers‘, un tema más lento con un inmenso estribillo, que es sin duda de los mejores del trabajo. Cuando parece que ‘Revolution‘ va a seguir ese mismo camino se transforma en un tema que os obligará a mover la melena en todas direcciones. Un acertado elenco de riffs de puro heavy metal con un ritmo muy acertado.

Accept vuelven a demostrar que les sobra con echar mano de su identidad para editar un disco con muy buenas trazas.

A partir de ahí, comienza una tanda de temas algo más sosa. ‘Against the world‘ es un tema trotón de puro heavy metal, que me ha resultado con menos encanto que sus antecesores. También ‘Twist of fate‘ se revela con un tema algo más cansino, aunque por momentos parece animarse, especialmente en las últimas repeticiones del estribillo. Para solucionar esta pequeña pájara aparece en escena ‘The quick and the dead‘ el tema que más me ha gustado del trabajo, con un tremendo sabor ochentero, una excelente dosis de riffs de alta gama y un muy buen estribillo. El disco termina con un tema que no me ha llamado especialmente la atención, como es ‘The gallery‘, el más largo del trabajo y del que me llamó la atención el final en modo más bien instrumental acústico, como acertado cierre.

En resumen, Accept vuelven a demostrar que les sobra con echar mano de su identidad para editar un disco con muy buenas trazas. No hace falta inventar nada, ni buscar nuevos horizontes. Basta con una buena dosis de heavy metal bien hecho para montar este disco que supera el notable con solvencia. A ello contribuye la experta mano de Andy Sneap en la mesa de mezclas, que deja un sonido contundente pero limpio. También destacaría el dúo de guitarras que forman Wolf Hoffmann y Herman Frank, y sobretodo la voz de Mark Tornillo, que hace innecesaria toda comparación con su antecesor UDO Dirkschneider. Con ser él mismo le sobra para estar al frente de Accept. Si seguís el metal clásico, os tocará hacer un hueco más en la estantería.

[Rating:8.5/10]

Etiquetas relacionadas