La presentación oficial de los black metaleros sinfónicos Retribution reunió en la sala Rock City a un buen puñado de seguidores de los sonidos extremos. No en vano, junto con ellos comparecían InMute, que también estaban de celebración, presentando en directo su nuevo EP y dando el pistoletazo de salida a su próxima gira.

Aunque la velada contaba con un tercer grupo invitado, los albaceteños Aelys, solo pudimos ver los últimos compases de su actuación, que podemos catalogar como un metal sinfónico marcado por la presencia al frente de la cantante lírica Itea Benedicto, a la que luego veríamos de nuevo con Retribution.

Con la posición ganada, y pertrechados de la correspondiente cerveza, nos dispusimos a disfrutar del show de los chicos de InMute. Lo primero que me llamó la atención fue lo bien que sonaba todo, al menos en relación con la última vez que los vi. Como comentaba antes, era el primer concierto de la gira One in a Million Tour, con la que presentan su último EP ‘One in a million‘, pero sonaron como si llevaran meses de gira.

«A falta de conocer cómo seguirán unos y otros, parece que se consolida una sólida base extrema en Valencia, tanto a nivel de grupos como de seguidores»

Uno de los puntos fuertes de su directo es la tremenda puesta en escena que desarrolla Steffi como frontwoman y que captó nuestro colaborador Reaktiu en la galería de fotos que hizo del evento. El despliegue físico viene acompañado por una voz atronadora con la que dudo que a día de hoy puedan competir muchos vocalistas de ambos sexos de la escena nacional. Creo que si algo le falta al grupo en ese aspecto es algo más de movilidad sobre el escenario del resto de miembros del grupo: algún cambio de posición de los guitarras, algún gesto al público.

En su actuación dieron buena cuenta de los temas que componen el EP, además de añadir dos de los temas de su primer trabajo de larga duración y dos pedazo de versiones correspondientes a los temas ‘Imperium‘ (Machine Head) y ‘Vacuity‘ (Gojira).

Crónica y fotos de Retribution + InMute + Aelys
Pese a que se trataba de su concierto debut, se notó desde el primer momento que [Retribution] llevan tiempo tocando juntos. No en vano, el grupo está en circulación desde principios de siglo. Fotografía: Reaktiu

Tras la consabida pausa, llegó el momento de conocer en vivo la propuesta de los debutantes Retribution. Aunque hablar de debutantes es quizá algo engañoso, porque en las filas de este combo de black metal sinfónico militan varios miembros de los power metaleros Opera Magna y los thrashers Death Over Threat, que nos muestran aquí su lado más siniestro. Se suma además Itea Benedicto, la vocalista lírica antes mencionada, y que da el contrapunto en las tareas vocales al infernal Loquacious Sihan.

Pese a que se trataba de su concierto debut, se notó desde el primer momento que llevan tiempo tocando juntos. No en vano, el grupo está en circulación desde principios de siglo, primero como Y3K, y ahora como Retribution. Ese hecho, unido a la experiencia antes comentada, les dota de una notable solvencia sobre las tablas. A esto hay que unir el buen sonido de que gozó su actuación, algo bastante remarcable si tenemos en cuenta la complejidad del sonido que incluye dos voces tan diferentes, doble de guitarras, teclados, base rítmica… ¡y todo sonando atronador pero perfectamente distinguible! El resultado final fue un set de más de una hora de duración que poco tiene que envidiar a bandas mucho más conocidas y consolidadas del género y del que me llamó especialmente la atención la combinación de sus vocalistas.

A falta de conocer cómo seguirán unos y otros, parece que se consolida una sólida base extrema en Valencia, tanto a nivel de grupos como de seguidores.

Lo más visto...

La edad dorada del grunge

La Edad Dorada del Grunge

Fueron la voz, o quizá mejor dicho el grito, de una generación arrinconada. Crearon himnos a partir de lamentos, y

Share on facebook
Share on twitter
Share on email
Share on whatsapp