Crítica de Iron Savior, ‘Rise Of The Hero’

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram

A estas alturas de la vida a una banda con la carrera de Iron Savior, 17 años en activo y 7 discos editados, no puedes pedirle que dejen de hacer lo que han hecho desde el principio; es más, todos los que les hemos disfrutado en disco, no queremos que cambien, y es que el heavy y el power metal es claramente lo suyo como llevan demostrando disco tras disco.

Este nuevo ‘Rise Of The Hero‘ arranca con ‘Ascendence‘, una intro de corte futurista a base de arreglos de sintetizador, y es que no olvidemos que la base de las letras de Iron Savior siempre han sido las andanzas espaciales de la nave del mismo nombre. ‘Last Hero‘ y ‘Revenge Of The Bride‘ son los 2 primeros temas del disco, dos potentes temas de power metal con estribillos pegadizos y riffs marca de la casa, donde la voz de Piet Silck – como ya ocurría en Savage Circus – nos recuerda en cierto modo a un joven Hansi Kursch (Blind guardian). ‘From Far Beyond Time‘ nos muestra la cara más veloz del disco; un tema de speed con una batería desbocada y a la que acompaña una muy interesante melodía de voz cargada a su vez de tintes épicos y coros doblados, que inevitablemente nos recordarán a los primeros, y ya muy lejanos, Blind Guardian. ‘Burning Heart‘ vuelve a mostrarnos una faceta diferente de Iron Savior, y es que se mueven a la perfección en todo el espectro del heavy metal, y en este caso nos traen una canción mucho mas clásica, destacando el trabajo de guitarra, para volver en ‘Thunder From The Mountains‘ a la velocidad y épica. ‘Iron Warrior‘ y ‘Dragon King‘ son otra vuelta al heavy más clásico, pero sin perder la esencia melódica del grupo, siempre presente en los estribillos y coros. ‘Dance With Somebody‘, versión de los suecos Mando Diao, es el toque exótico del disco, una curiosidad más que otra cosa, aunque bastante bien adaptada por los germanos.

Para ir cerrando el disco nos encontramos con ‘Firestorm‘, otra tema de power germano bien ejecutado, pero sin nada que lo haga destacar especialmente, y a la que sigue ‘The Demon‘, la cual pese a su nombre, se trata de una power ballad que combinan pasajes melódicos con otros más potentes y donde las guitarras cobran más presencia e importancia. ‘Fistraiser‘ ha sido la canción elegida para cerrar el disco, un tema de sonido clásico con una letra rindiendo honores al heavy que seguro se convierte en uno de los temas elegidos para sus directos.

En definitiva, si los anteriores trabajos de Iron Savior os han gustado, este no os va a defraudar, quizás os guste un poco más, o un poco menos, pero los germanos y su nave siguen manteniendo el rumbo del heavy metal y no defraudan a nadie.

[Rating:8/10]


Etiquetas relacionadas

Lo más visto...