Crónica de In Mute, Hiranya, Visceral Damage en la sala Rock City, Valencia

In Mute, Hiranya, Visceral Damage en la Sala Rock City, Valencia

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on email

Con los franceses ETHS caídos de la gira a tan solo tres días de la celebración del bolo, todo apuntaba a que Valencia no volvería a ver a In Mute hasta dentro de unos cuantos meses, y que tampoco iba a poder acoger por primera vez a Hiranya. Pese a las adversidades, y contra todo pronóstico, In Mute siguió adelante, confeccionó el cartel añadiendo a los brutal death metaleros Visceral Damage y mantuvieron sus fechas tanto aquí como en Madrid al día siguiente. Así, la Rock City albergó la pasada noche del 13 de noviembre a las tres bandas en un evento que acabó saliendo a gusto de todos los presentes.

Visceral Damage eran los encargados de inaugurar la cita, y lo hicieron como ellos mejor saben, con una dosis demoledora de su brutal death con toques de grind. Sus tres componentes estuvieron a un altísimo nivel y mostraron personalidad y seguridad sobre las tablas. Tanto Maelo a la guitarra como Luís al bajo, que encima se repartieron a medias el trabajo vocal, como Raúl en la batería con un imparable torbellino de blasts que le dio mucho acento a su trabajo. Mostraron mucho equilibrio y saber hacer en sus bases, cosa que notó el público y atrajo su atención pese a la diferencia de estilo respecto a las dos bandas que les iban a suceder. Tocaron sus 40 minutos correspondientes con un setlist formado con temas de sus cuatro trabajos hasta el día de hoy (un EP y 3 álbumes), siendo algunos de estos ‘The Offering‘, ‘Livid Veil‘, ‘Icon Of Massive Murder‘, ‘Ignorance‘ y ‘13 Killed‘. En líneas generales, completos y destructivos. Me hice con una copia de su segundo LP, ‘Icon of Massive Murder‘, muy recomendado para los fans del rollo crudo.

Crónica de In Mute, Hiranya, Visceral Damage en la sala Rock City, Valencia
In Mute salían llenos de energía y empujados por un público que les arropó de principio a fin. Fotografía: Reaktiu

Pasaba a ser la hora de Hiranya. La formación madrileña, cuya práctica musical se basa en una mezcla de melodeath y metalcore, salía a escena para estrenarse en la capital del Turia. Lo hicieron con buen pie, con un concierto que cumplió las expectativas y se llevó los vítores y aplausos del público al finalizar. Su actuación también duró 40 minutos, en los cuales tocaron temas propios que serán parte de su primer LP que verá la luz ya en 2016. Sus dos últimas dos canciones concretamente fueron ‘Lost‘, que es su single debut con videoclip incluido (visto aquí), y una cover de Parkway Drive, ‘Romance Is Dead‘. Sara, su vocalista, se cebó con unos impresionantes guturales que combinó con voces líricas y limpias. La nota curiosa era que, de haberse mantenido ETHS en el cartel, las tres bandas habrían estado formadas por chicos con una cantante gutural femenina. No solo Sara demostró un genial estado de forma. Sus compañeros también mantuvieron el listón: Johnny y Dani a las guitarras, Jio al bajo de cinco cuerdas y Carlos a la batería demostraron grandes cualidades para seguir creciendo, así que notable alto para ellos y apuntando bien alto.

«Gran noche de la mano de tres fantásticas bandas que supieron reponerse de lo que parecía iba a ser la cancelación del evento»

Llegaba el turno de los cabeza de cartel en lo que sería su último concierto en casa hasta dentro de bastante tiempo, ya que tienen planeado entrar a grabar su nuevo LP en breve. In Mute salían llenos de energía y empujados por un público que les arropó de principio a fin, y es que incluso los padres de su frontwoman, Steffi, se encontraban entre las masas. Su repertorio se basó en tocar íntegramente su último EP, ‘One In a Milion‘, un par de cortes de su ‘Aeternum‘ (‘Al Límite‘ y ‘Mar de Dudas‘) e incluso un par de covers (‘Imperium‘ de Machine Head y ‘Vacuity‘ de Gojira). Pejota y Cristóbal estuvieron impresionantes a las guitarras, clavando riffs y solos y creando un ambientazo colosal. En la sección rítmica, Pito con su bajo se deleitó con tappings, coros guturales y un subidón de adrenalina acompañado de Adri en la batería, destrozando sus baquetas con unos blast beats de manual. Ni qué decir de Steffi, que además de cantar sus líneas arengó al personal creando una atmósfera brutal donde se armó un wall of death, e incluso se bajó del escenario para cantar un tema junto a los fans. Su hora de actuación se hizo excesivamente corta, efecto de un bolo que dejó con buen sabor de boca a todos y haciendo que ya se les esté esperando de nuevo. Sobresalientes.

En resumen, gran noche de la mano de tres fantásticas bandas que supieron reponerse de lo que parecía iba a ser la cancelación del evento. Pronto, noticias de lo próximo que nos deparará In Mute en su trabajo en estudio, además también del debut de Hiranya y las novedades que nos deparen los Visceral Damage.

Fotografías: Reaktiu

PUBLICIDAD

También te puede interesar...

Comentarios